Florentino Portero imparte una brillante conferencia en la UCV sobre Terrorismo y Geopolítica

El día 8 de marzo de 2016 el profesor, analista y experto en geopolítica, Florentino Portero, impartió en la UCV la conferencia titulada “Terrorismo y Geopolítica”, organizada por el Grado en Criminología y el Instituto de Estudios Estratégicos e Internacionales de la UCV.

Florentino Portero se refirió al terrorismo como el uso de la fuerza de manera indiscriminada con fines políticos. Se centró en el yihadismo y la amenaza que supone para las sociedades occidentales, e indicó que éstas no están sabiendo desarrollar una estrategia adecuada para hacerle frente.

Comenzó resaltando la distinción que existe entre los conceptos de musulmán, islamista y yihadista, que a su juicio no son lo mismo. Musulmán es aquella persona que pertenece y se identifica con la cultura del Islam. Islamista es un musulmán que vive la religión negándose a entender que las cosas deben adaptarse a su tiempo; tiene miedo de no ser capaz de adaptarse, trata de detener la evolución y no es violento. Por el contrario, los yihadistas, que son minoría, están preocupados fundamentalmente por el Islam y sí hacen uso de la violencia.

La razón de que exista un islamismo radical tan potente se encuentra en la dificultad de vivir y mantener su discurso en un mundo globalizado. A menudo utilizan el término corrupción para referirse a la corrupción ideológica. Indican que Occidente está infectando el Islam, y quieren liberarse de lo que ellos denominan gobiernos corruptos, que mezclan lo tradicional con lo moderno. Para el yihadismo el apoyo de Occidente a los gobierno musulmanes moderados es una agresión, una declaración de guerra contra el Islam, y éste, entre otros, es un argumento de gran calado para actuar contra los países occidentales.

El profesor Portero incidió en lo que denominó vulnerabilidad crítica de Occidente. El yihadismo es consciente de ella y busca el desgaste a través de los medios de comunicación. La gente no quiere ver violencia, y el cuarto de estar se convierte en el campo de batalla. Buscan conseguir que la opinión pública obligue a los políticos a dar marcha atrás en las medidas aprobadas para la contención de la yihad. Se trata de una guerra y un acoso mediáticos.

Otra cuestión preocupante es la integración cultural. Hay musulmanes que se integran y otros no, y los que no lo hacen buscan establecer marcos jurídicos paralelos a los de los sistemas occidentales, pueden adquirir fuerza y ello constituir un grave problema. Se deben establecer vínculos de seguridad, y en el caso de España tanto Marruecos como Argelia son puntos críticos que deben ser muy tenidos en cuenta.

Florentino Portero finalizó su intervención indicando que hace falta consenso y un guión a nivel internacional para hacer frente al yihadismo. Frente a una amenaza que es global no caben respuestas nacionales, la actuación ha de ser proporcional al problema, y los aliados occidentales han de encontrar la manera de actuar de manera eficaz y coordinada.

administrador

administrador

Leave a Comment