WhatsApp y rendimiento académico

Actualmente, el uso de las nuevas tecnologías está muy presente en nuestras vidas; tanto es así que se nos hace difícil imaginarnos estar sin ordenador e Internet, tabletas y móvil. De este último artefacto queremos hablar en esta nueva entrada.

El teléfono móvil se ha convertido en un gran aliado para muchas situaciones diarias: saber a qué hora pasa tu autobús, averiguar a qué hora hacen una película, saber llegar a un punto determinado, etc. Pero también se está convirtiendo en un pequeño problema en cuanto al rendimiento académico. Las aplicaciones de mensajería instantánea como WhatsApp pueden llegar a incidir negativamente en tus notas.

Un uso excesivo de los Smartphone puede perjudicar seriamente el rendimiento académico. Estudios realizados indican que los jóvenes entre 15 y 19 años pueden llegar a pasarse más de 6 horas con esta app y que el 63% de estos jóvenes estudian con el WhatsApp al lado.

Realidad de estudiar con WhatsApp

Intentar estudiar con esta app supone no estudiar realmente

Ten en cuenta que nuestra concentración no es la misma si en lugar de atender a una tarea, el estudio, estamos atendiendo a dos, el estudio y el móvil. Nuestra atención no es constante y si cada vez que suena el móvil lo miramos nuestra concentración disminuye.

Del mismo modo, debemos tener cuidado con crear una adicción a esta aplicación. Si suena el móvil y nuestra prioridad es atenderlo y contestar, si estamos todo el rato pendientes de nuestro móvil por si recibimos un nuevo mensaje, si nos obsesionamos con el doble check para comprobar que han leído nuestro mensaje o si has tenido la sensación de que el móvil ha vibrado, pero en realidad no lo ha hecho, puedes estar empezando a tener un problema con esta aplicación y puedes estar empezando a dejar de lado los estudios.

Ponte-a-estudiar

Desde el Servicio de Orientación os aconsejamos a que estudiéis con el móvil lo más alejado posible; si pasa algo urgente tranquilos porque os llamarán. Si teniendo el móvil en vibración oyes vibraciones fantasma es mejor que lo pongas en silencio y si esto tampoco funciona apágalo. Ganar tiempo de concentración supone ganar en tus resultados académicos.

Todo esto lo podemos trasladar a la clase. Si durante la exposición del profesor estamos con el móvil estamos faltando el respeto a nuestro docente pero también nos estamos faltando el respeto a nosotros mismos pues no estamos aprovechando el tiempo.

Recuerda, no tenemos una concentración para cada una de las tareas que queremos hacer, tenemos una única concentración a repartir entre todo lo que queramos hacer. Deja el WhatsApp a un lado.

servicioorientacion

Leave a Comment